Tecnología de última generación para ayudar a que su personal y sus clientes se sientan más seguros.

Sus clientes y empleados están preocupados por la rápida propagación de COVID-19 y ahora se les puede ofrecer protección y seguridad, con la implementación de un sistema de automático para determinar su temperatura con una precisión milimétrica y así poder tomar medidas inmediatamente.

El sistema de detección de fiebre ha sido diseñado específicamente para la detección de la gripe y el virus, se utiliza para la vigilancia de la temperatura a gran escala en lugares públicos concurridos o zonas de mucho tráfico, para detectar inmediatamente a cualquier persona con fiebre.

Hoy en día, con la rápida propagación del Coronavirus y las precauciones son cruciales para contenerlo, este sistema puede literalmente salvar vidas y evitar la pérdida de ingresos.

Este sistema no invasivo puede instalarse a la entrada de un lugar público o un lugar de trabajo. Mostrará inmediatamente una advertencia, junto con la captura de una imagen, de cualquier individuo con una temperatura alta (por encima de su umbral establecido). Las personas en riesgo pueden verificar su temperatura con un termómetro médico y se les indicará que obtengan la atención médica adecuada o que se aíslen